Cirugía Manga Gástrica

REDUCCIÓN DE PESO
manga-gastrica-julio

Cirugía de Manga Gástrica Laparoscópica.

Obesidad

La obesidad es un trastorno complejo que consiste en tener una cantidad excesiva de grasa corporal. La obesidad no es solo un problema estético. Aumenta tu riesgo de enfermedades y problemas de salud, tales como enfermedad cardíaca, diabetes y presión arterial alta.

Si eres extremadamente obeso significa que tienes una gran probabilidad de tener problemas de salud relacionados con tu peso.

La obesidad se diagnostica cuando el índice de masa corporal (IMC) es de 30 o más. Tu índice de masa corporal se calcula dividiendo tu peso en kilogramos (kg) por tu estatura en metros (m) al cuadrado.

La manga gástrica o gastrectomía vertical es una operación laparoscópica con la que reducimos el volumen del estómago mediante la extirpación del 80% del mismo. Esta cirugía no altera la continuidad del tubo digestivo y no tiene efectos secundarios sobre la absorción de nutrientes y vitaminas de los alimentos ingeridos.
Con la manga gástrica conseguimos dos objetivos:

  • Disminuir el volumen de tu estómago, con consecuencias inmediatas en la pérdida de peso. Tras la operación te sentirás satisfecho con la ingesta de pequeñas cantidades de comida, pues tu estómago se llenará rápidamente. Por tanto, al comer menos, consigues, con una actividad física normal, consumir fácilmente toda la energía de los alimentos que tomas a lo largo del día.
  • Disminuir la producción de ghrelina, una hormona que produces en el fondo del estómago y cuya función principal es estimular el apetito. En la operación quitamos el fondo del estómago y, por tanto, la mayor parte de la ghrelina desaparece también. El efecto es muy rápido y tras la cirugía verás disminuido notablemente tu apetito. Esto facilitará el seguimiento de las dietas postoperatorias y mejorará o hará desaparecer la ansiedad por comer que sufren muchas personas con obesidad o sobrepeso.

En la primera cita diagnóstica, tu cirujano digestivo te dará información específica sobre la operación de manga gástrica, te explicará los posibles procedimientos, te realizará la historia clínica y mediremos ciertos parámetros sobre tu estado general de salud, tu edad, antecedentes…
Te solicitaremos otras pruebas complementarias preoperatorias (evaluación cardíaca, respiratoria, analítica gastrointestinal y psicológica), con el objetivo de garantizar el menor riesgo posible durante el acto quirúrgico. Te explicaremos los cuidados especiales antes de la cirugía. Y procederemos a la lectura y firma del Consentimiento Informado.

Una comunicación personalizada con tu cirujano bariátrico servirá para que decidáis la técnica más adecuada a tus necesidades y expectativas. No dudes en preguntarle acerca de cualquier cuestión de la que tengas duda o por la que sientas curiosidad. Deberás comunicar a tu cirujano digestivo cuáles son tus expectativas, para que éste pueda valorarlas y determinar si pueden cumplirse completamente o con alguna limitación. El cirujano te explicará en detalle los resultados que pueden obtenerse, la técnica quirúrgica más adecuada a tu caso y el tipo de anestesia que se empleará. También te informaremos sobre la situación del centro hospitalario dónde se realizará la cirugía de manga gástrica, el coste de la intervención, la forma de pago y las posibilidades de financiación.

Para tu operación de manga gástrica es necesario un preoperatorio.  ¿Qué pruebas preoperatorias me solicitarán?

  • Hemograma: Serie roja, serie blanca y serie plaquetaria.
  • Metabolismo: Glucosa Basal, ácido úrico, triglicéridos, HDL, LDL, Colesterol total, Homocisteína, Lipo proteína A, Sodio (Na+), Potasio (K+), Magnesio, Cl-, Glu, Vit. B 12, Ferritina, Hemoglobina glicosilada.
  • Riñón: Creatinina y Urea
  • Hígado: GPT, GOP, GGT, Fosfatasa alcalina, Bilirrubina.
  • Estado Endocrino: T3 libre, T4 libre, TSH, Insulina
  • Coagulación.
  • Hemostasia, incluyendo TP, Actividad Protrombina, INR, TTP, y Fibrinógeno.
  • ECG.
  • Valoración por anestesista
  • En ocasiones se solicitan pruebas complementarias, como RX de tórax; o Tránsito baritado.

Entre los cuidados especiales te recomendamos NO tomar aspirina, anti-inflamatorios, ibuprofeno ni otros fármacos que puedan alterar la coagulación en los 10 días previos a la intervención. Si tienes alguna molestia, puedes tomar paracetamol o nolotil. Tampoco debes tomar productos de herbolarios desde 15 días antes de la operación. Procura no fumar los días previos. La noche anterior puedes cenar liviano; pero a partir de las doce de la noche no puedes beber ni comer nada.

Recuerda acudir en ayunas (no ingerir líquidos ni sólidos desde la noche anterior). Tienes que ir sin maquillaje, sin cremas corporales y/o faciales, sin joyas, esmaltes de uñas, ni objetos metálicos tales como pendientes, pulseras, anillos… Es muy importante que recuerdes que NO puedes entrar al quirófano con prótesis dentales ni lentes de contacto. También te recomendamos que vayas con calzado cómodo y con ropa holgada; y organizar la vuelta a casa acompañado y en un vehículo conducido por otra persona.

Según la complejidad del caso, la operación puede durar entre una y dos horas. Independientemente de la duración, siempre realizamos la cirugía de manga gástrica en hospitales que cuentan con todas las medidas de seguridad y las máximas garantías de calidad, como disponer de una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y de Banco de Sangre. La cirugía se realiza siempre con anestesia general y bajo el estricto control de un anestesista en el quirófano durante todo el tiempo que dure la operación. Mantenemos un anestesista por paciente en cada quirófano; y nunca permitimos que haya un anestesista atendiendo dos quirófanos, ya que consideramos esta práctica de riesgo. Tu cirujano te informará de qué medidas habituales y extraordinarias tiene en cuenta por tu seguridad. Una vez te hayas dormido, procedemos a esterilizar el campo quirúrgico y a realizar la intervención.

Tras la cirugía de manga gástrica iniciarás un programa de rehabilitación física, nutricional y psicológica, para conseguir un resultado óptimo (método SIF). Se realizará un seguimiento estrecho por parte de endocrinólogos, nutricionistas y psicólogos, que controlarán estrictamente las pautas alimentarias y los tratamientos añadidos (complejos vitamínicos, calcio, hierro, etc.) para que el paciente pueda conseguir una calidad de vida satisfactoria sin problemas secundarios. Tendrá un teléfono permanente de contacto para aclarar las dudas que pudieran surgirle.

  • Es muy recomendable la presencia de un/a acompañante durante todo el período de ingreso postoperatorio hasta el alta.
  • Puedes levantarte tan pronto como se te permita, pero con ayuda. Es conveniente que no te levantes si te encuentras solo/a en la habitación.
  • No es extraño tener algunas décimas de fiebre durante uno o dos días posteriores a la intervención.
  • Recuerda no tomar ningún otro medicamento sin consultarlo previamente con tu cirujano.
  • Procura no fumar los días previos y posteriores a tu cirugía.
  • Deben ser evitados todos los esfuerzos físicos durante un mes como mínimo.
  • La medicación posterior a la cirugía te será entregada con el informe de alta por tu cirujano, pero lo habitual es: Omeprazol 40mg/día durante 1 mes. Multicentrum 1c/24h durante 1 mes. Analgésicos (Paracetamol 1 gr/8h intercalado con Nolotil/Enantyum) y Clexane 60mg/24h SC durante 1 semana.
  • Las grapas se suelen retirar a los diez días postoperatorios y no puedes realizar ejercicio intenso durante un mes.
  • En ningún caso es conveniente tomar el sol o rayos UVA.
  • Se te entregará al alta una dieta especial que deberás cumplir de forma rigurosa.
  • Permanecerás ingresado/a según indicación médica.

Te realizaremos las consultas postoperatorias en nuestro consultorio central (Av. Javier Prado Este 1510, San Isidro), donde te haremos las curas y revisaremos el estado de tus pequeñas cicatrices. Asimismo iremos chequeando contigo todas las recomendaciones postoperatorias para que puedas incorporarte lo antes posible a tu vida habitual.

(01) 776 83 58 / +51 922 728 443

Central de Citas

PREGUNTAS FRECUENTES

TEs una operación que se realiza mediante laparoscopia, con anestesia general y consiste en cortar aproximadamente entre 2/3 y el 80% del estómago, dejándolo mucho más pequeño y en forma de tubo o manga. No se corta intestino ni se deriva del tránsito intestinal normal. El estómago restante es suficiente para realizar las funciones normales de digestión y almacén de alimentos. El estómago es grapado con tres líneas de grapas, lo que confiere seguridad a la resección, en la zona donde se produce la ghrelina, sustancia que estimula el apetito por lo que desaparece dicha sensación.

La laparoscopia consiste en el abordaje del abdomen mediante la introducción de trócares a través de pequeñas incisiones, creando un espacio tras la introducción de gas y operando con instrumental especial. La técnica quirúrgica no difiere de la habitual. En casos en que técnicamente o por hallazgos intraoperatorios no sea posible concluir la cirugía por esta vía se procederá a la conversión hacia una cirugía abierta (laparotomía).

La hormona ghrelina se produce en el fundo gástrico y su principal función es avisa al cerebro de que “tiene hambre”. Una vez que la hormona se produce en el estómago viaja al torrente sanguíneo hasta llegar al cerebro y emite la sensación de ansiedad o hambre. Tras la cirugía de manga gástrica, parte del estómago se extrae, por lo cual esa sensación disminuye también.

Además de la pérdida del exceso de peso, mejoraremos las previas complicaciones hemodinámicas, vasculares, pulmonares, endocrinas u osteo articulares. Al operarse por laparoscopia se consigue evitar una incisión mayor. Al realizarse incisiones más pequeñas se disminuye el riesgo de hernias postoperatorias. El dolor postoperatorio generalmente es más leve, la recuperación del tránsito intestinal suele ser más rápida, y el periodo de convalecencia postoperatorio suele ser más corto y confortable.

La manga gástrica no precisa la colocación de ninguna prótesis en el estómago ni suele requerir reintervenciones. En cambio, la banda gástrica ajustable conlleva prótesis y requiere reoperaciones en más de un 30% de los pacientes. Además, la manga gástrica tiene menos complicaciones que el bypass gástrico  y el seguimiento postoperatorio es el más sencillo de los tres procedimientos mencionados.

Al consistir en la eliminación permanente de una gran parte del estómago, no es reversible.

Sí, lo que significa que vas a ingerir una menor cantidad de alimento debido a que tu nuevo estómago es más pequeño. Además, el apetito es menor ya que la hormona ghrelina,  encargada de generar hambre, se encuentra disminuida porque se produce en la zona del estómago resecada.

La cantidad de peso perdido varía según cada paciente. Dependerá de tu peso inicial antes de la cirugía y de la calidad de la dieta que sigas después de la operación. Podemos estimar una pérdida total de entre el 20% y el 80% del exceso de peso corporal en los primeros dos años posteriores a la manga gástrica.

Porque tu estómago es más pequeño y al comer se llena antes. Así, comes menos, introduces menos calorías y, consecuentemente, pierdes peso.
Además, te sientes bien con lo poco que comes, produciendo una pérdida de hambre y de ansiedad al comer.

Nuestros pacientes normalmente pueden regresar a su trabajo y rutina diaria 10 días después de la cirugía. Si tu trabajo incluye labores físicas, es recomendable esperar un poco más de tiempo, antes de poder realizar ciertas funciones. Esto también depende de la velocidad de recuperación de cada paciente.

Esta cirugía conlleva una serie de consecuencias que implicarán cambios, a veces definitivos, en tu estilo de vida, como son:

  • Modificaciones permanentes en mis hábitos alimentarios, como por ejemplo, comer pocas cantidades, no “picar” continuamente, o no beber líquidos hipercalóricos.
  • Control periódico de mi situación nutricional, recibiendo los aportes vitamínicos o minerales que se me prescriban, así como la medicación que necesite.
  • Acudir a las consultas de seguimiento periódico que se me indiquen.
  • En el caso de ser mujer en edad fértil, es aconsejable no quedarse embarazada en los dos años siguientes a la intervención, debido a que la situación de malnutrición que se produce podría ser perjudicial para el desarrollo del feto.

Cualquier procedimiento quirúrgico entraña un cierto grado de riesgo y es importante que comprendas los riesgos asociados a la manga gástrica. La decisión individual de someterse a una intervención quirúrgica se basa en la comparación del riesgo con el beneficio potencial. Sin embargo, al ser realiza con un laparoscopio, hace que sea un procedimiento menos invasivo y garantiza un periodo de recuperación más rápido.

Te recomendamos comentar las siguientes complicaciones con tu cirujano general digestivo para asegurarte de que comprendes los riesgos, las complicaciones potenciales y las consecuencias de la manga gástrica. También es muy importante seguir al pie de la letra las recomendaciones sobre los cuidados a seguir en el postoperatorio. Algunos efectos secundarios y riesgos posibles son:

  • Riesgos poco graves y frecuentes: Infección o sangrado de la herida quirúrgica. Flebitis. Retención urinaria. Alteraciones digestivas transitorias. Dolor prolongado en la zona de la operación. Derrame pleural. Por la cirugía laparoscópica  puede aparecer extensión del gas al tejido subcutáneo u otras zonas y dolores referidos, habitualmente al hombro.
  • Riesgos poco frecuentes y graves: Embolias y tromboembolismo pulmonar. Fístulas intestinales por alteración en la cicatrización de las suturas. Estrechez de las anastomosis. Sangrado o infección intraabdominal. Obstrucción intestinal. Alteraciones digestivas definitivas como diarreas o vómitos. Déficit nutricionales. Excesiva pérdida de peso o, por el contrario, fallo del procedimiento con escasa pérdida de peso. Por la cirugía laparoscópica puede haber lesiones vasculares, lesiones de órganos vecinos, embolia gaseosa y neumotórax.

Dr Julio Atencio – Cirujano Laparoscópico +51 922 655 762. Lima